×

Error

Cann't get any slider data to generate slide in module "mod_sp_smart_slider".

Caso de bullying en Xcanatún; "tu gato ha muerto..."

Un menor de edad, alumno de una escuela pública de esta ciudad, fue agredido por un profesor, lo que ocasionó que el estudiante abandonara sus clases, porque las autoridades del plantel se negaron a tomar medidas.

El caso fue denunciado por la Asociación Estatal de Padres de Familia de Yucatán (Aepaf) Asociación Civil, y ocurrió en una escuela de Xcanatún, subcomisaría de Mérida, el pasado 7 de diciembre.

En rueda de prensa, la representante legal de la madre de familia afectada, Mirna Cortés, narró que el niño, que es paciente diagnosticado con Trastorno de Déficit de Atención e Hiperactividad (TDA) fue “desestabilizado” con una mentira: que su gato se había muerto.

Desesperado, víctima de una crisis por su condición de salud mental, el menor pidió que lo dejaran salir del plantel; fue cuando ocurrió la agresión del profesor, quien lo insultó.

CASO DE BULLYING QUE SE REMONTA A 2014

En realidad, esta agresión no fue la primera, porque el estudiante –de quinto año de primaria- ya había sido víctima de maltrato escolar desde 2014. Tras varios pleitos legales, la familia ganó un amparo para que el menor tuviera una “sombra” o “monitor”, es decir, un acompañante que lo ayudar a su readaptación al entorno escolar.

Tras ganar un amparo, el Gobierno le otorgó la “sombra” al menor, quien desde 2017 lo acompañó todos los días a la escuela. Sin embargo, el pasado 7 de diciembre, el psicólogo acudió a la escuela sólo para despedirse del menor porque el Gobierno ya no cubría sus honorarios.

Debido al lazo emocional que había entre “sombra y menor”, la despedida del psicólogo causó un nuevo trauma al niño, lo que –según narró la representante legal- aprovecharon las autoridades para desestabilizarlo.

Por lo anterior, la Aepaf calificó como “acto de tortura” el que las autoridades escolares y de la Secretaría de Educación le hayan retirado el apoyo al estudiante:

“…retirarle la ‘sombra’, con la que tenía cierto apego, es equivalente a quitarle su (sic) silla de ruedas a una persona con discapacidad motriz; ese sólo acto ya es equiparable a la tortura”, dice el documento que leyeron ante los medios de comunicación.

La madre del menor, Anabel Cortés, apoyada por la Aepaf, solicitó un nuevo amparo, ahora contra 21 autoridades -entre las que está incluido el gobernador del Estado, Mauricio Vila Dosal-, contra actos de tortura contra el niño.

De acuerdo con las declarantes, las autoridades no les han dado una razón para retirarle el apoyo (‘sombra’) al alumno de la escuela “Álvaro Obregón”, en Xcanatún.

Las representantes de las Organizaciones No Gubernamentales (ONG) también pidieron separar de su cargo al profesor que agredió al estudiante, en tanto se realizan las investigaciones, tal como marcan los protocolos en casos de maltrato.

Firmaron el comunicado de denuncia

Paula Lira Moguel, de Aepaf AC

Adelaida Salas Salazar, de Observatorio Ciudadano Nacional del Feminicidio

Marcela García, de La Voz de los sin Voz, AC

Teresita Campos Ancona, de Observatorio Ciudadano Nacional de la Violencia AC (LECTOR MX)

Al Interior TV

Radio en vivo

facebook