Entra en vigor la ley que sanciona la pornovenganza

Difundir imágenes, texto y grabaciones de contenido erótico o sexual son ya un delito a partir de esta fecha en Yucatán, al entrar en vigor la modificación al Código Penal aprobado por esta Legislatura, por lo que quien incurra en este tipo de conductas puede alcanzar sanciones establecidas de los cinco a los nueve años de cárcel.
 
Con la entrada en vigor de las citadas reformas, nuestra entidad sienta precedente a nivel nacional al penalizar los delitos contra la imagen personal, conocido como pornovenganza, con lo que como sociedad damos un paso adelante”, afirmó la diputada Celia Rivas Rodríguez.
 
Entrevistada sobre el tema, reiteró que desde ahora quien divulgue o amenace difundir imágenes eróticas, sexuales o pornográficas obtenidas con o sin el consentimiento de otra persona será castigado conforme a la Ley.
 
“De su aprobación en el Pleno a la fecha hemos difundido el tema por diversas vías para dejar en claro que no se está sancionando la conducta de tomarse fotografías entre parejas, lo que se conoce como sexting, se penaliza que sin permiso de una de las partes esas imágenes, sonidos o charlas sean compartidos incurriendo en malas prácticas”, afirmó.
 
Rivas Rodríguez, recordó que para llegar a estas modificaciones se escuchó a expertos e integrantes de diversos sectores de la sociedad, incluso a víctimas de este delito, testigos vivos de las consecuencias de la pornovenganza.
 
Las modificaciones realizadas, recordó, establecen sanciones de hasta uno a cinco años de prisión a quien revele, publique, difunda o exhiba contenido erótico, sexual o pornográfico obtenido con el consentimiento de otra persona, a través de mensajes telefónicos, publicaciones en redes sociales, correo electrónico o cualquier otro medio.
 
Además, se penalizará desde seis meses a cuatro años de prisión a quien coaccione, hostigue o exija a otra persona, con la amenaza de revelar, publicar, difundir o exhibir sin su consentimiento contenido erótico que previamente le hayan proporcionado. En caso de ser menores de edad, la pena aumentará hasta en una mitad.
 
Como sociedad, dijo, debemos actuar de manera responsable y esta ley pretende inhibir el daño moral, psicológico y hasta físico que se puede ocasionar a las víctimas. Es un paso adelante a favor de la salud pública y la sana convivencia.
 
La presidenta de la Junta de Gobierno y Coordinación Política del Congreso del Estado, resaltó el trabajo conjunto de los 25 diputados quienes con estas reformas mandaron un mensaje claro: quien incurra en este tipo de acciones vulnerando la intimidad de otra persona, tendrá una sanción.
 
“Durante la actual legislatura hemos abordado un sinnúmero de leyes en favor de los derechos humanos, aprobado reformas y acciones que de verdad piensan en la sociedad y son aplicables de inmediato, por lo que seguimos trabajando, impulsando este tipo de acciones preservando a Yucatán como una tierra de valores”, finalizó.

Al Interior TV

Anuncios

Radio en vivo

facebook