!Noviembre siempre huele a Mucbilpollo!

En noviembre el mucbilpollo es el monarca gastronómico de los altares yucatecos. Una ofrenda culinaria que congrega a las familias para departir con las almas de los que se adelantaron. Lo primero que se compra es la “empella”, grasa de puerco que sirve para hacer la manteca. Se envuelven en hojas de plátano como un tamal, los ingredientes son carne de pollo y puerco, verduras, achiote, epazote, entre otros. Su preparación se realiza desde una noche antes al Día de Muertos, se empieza con la carne y la salsa. En la madrugada se arma el mucbil pollo para hornearlo a la leña o bajo tierra.

¿Qué necesitamos?

•             1 1/2Kg de masa de maíz

•             100 gr. de manteca de cerdo

•             1Kg de pollo

•             1/2Kg de puerco

•             Dos atados de Xpelón (frijol)

•             Achiote (recado colorado), al gusto

•             Sal, al gusto

•             1/4Kg de tomate rojo

•             1 cebolla grande

•             1 rama de epazote

•             Chile Habanero, al gusto

•             1 paquete de hojas de plátano

¿Cómo lo preparamos?

Se ponen a cocer las carnes, primero la de puerco, con un poco de agua y después se la agrega la de pollo. (Es importante que sea en este orden, ya que la carne de puerco es más dura.) Se le pone poca agua, ya que éste caldo pasará a formar parte de la salsa que baña el interior del mucbil pollo. Las carnes deberán quedar a medio cocer.

Al caldo se le agrega el achiote y un toque de sal y después se le agrega un poco de masa para que quede espeso, formando así ese relleno que cubrirá la carne a medio cocer.

Se revuelve la masa con la manteca, el xpelón y sal al gusto y se le da color con el achiote.

Se coloca la masa sobre la hoja de plátano y se hace una "cuenca", es mejor si se utilizan moldes para pan.  Se va acomodando la carne y se baña con la salsa, agregando  rebanadas de cebolla, tomate, chile y hojas de epazote. Para finalizar se le pone una tapa de la masa encima, se envuelve todo con la hoja de plátano y se pone a hornear por espacio de hora y media, a 200 grados centígrados, o bien se entierra en un hueco previamente preparado en el patio con leña y piedras.

El "kol" o salsa que baña la carne debe tener el grado ideal de espesor, determinado por la cantidad de masa que se disuelve junto al achiote y la cantidad de agua que se obtiene al cocinar los pedazos de carne. El tamaño de los pedazos de carne no debe exceder los tres centímetros, para que, con su peso, no rompan la masa al momento de manejar los mucbil pollos. 

 

Radio en vivo

Videos

facebook